Avisar de contenido inadecuado

Templo masonico

{
}

Templo masonico

La palabra "templo" viene de la raíz latina "templum" que quiere decir "recinto sagrado", y del griego ….. (del verbo ….) que significa "cortar" o "recortar". El templo es así un recinto reservado para los dioses, recortado, separado y aislado. Este espacio delimitado es sagrado (sanctus) y, por tanto, inviolable., El templo es, entonces, un lugar sagrado y apartado de toda indiscreción profana.

Los primeros constructores de templos fueron los egipcios, después los hebreos, luego los judíos, griegos y finalmente los romanos. Los hebreos llamaron al templo "BETH", que significa "casa", llamándolo después 'BETHOID" que significa la casa de la divinidad". Los judíos imitaron prácticas egipcias para orientarse en sus ideas y costumbres religiosas cuando construyeron sus templos. Inicialmente los templos eran construcciones cuadrangulares divididas en dos compartimientos, siendo los romanos quienes le agregan un compartimiento más, conocido ahora como la SACRISTÍA.

Si bien es cierto que la masonería actual proviene de diversas corrientes esotéricas de Occidente y de las adaptaciones de los antiguos rituales operativos durante el siglo XVIII, sin embargo su origen real se remonta mucho más lejos en el tiempo. Según constan en los propios documentos masónicos, hay que buscar el origen de la masonería en la construcción deL Templo de Jerusalén, el de Salomón. Se dice que Salomón escribió el Cantar de los Cantares al mismo tiempo que se edificaba el Templo, hablando en dicho poema en realidad de las nupcias entre el Alma y el espíritu (entre el "YO" y el "Sí mismo"). El templo de Jerusalén expresa arquitectónicamente esas misma nupcias, esa hierogamia o matrimonio sagrado entre la Tierra y el Cielo, pues su construcción se realizó conforme al modelo cósmico, según el cual el modelo terrestre aparece como el reflejo deL mundo celeste y en íntima comunión con él; geométricamente esa unión se expresa mediante dos triángulos entrelazados, el uno siendo reflejo del otro, figura que es conocida precisamente como "Sello de salomón" o "Estrella de David", El rey sabio no habla sino de lo acontece en el corazón del hombre (sede simbólica de su templo interior); cuando éste se reconoce a sí mismo en lo universal se verifica la esencia misma de la Masonería, que actualiza permanentemente su contenido espiritual a través de los ritos y símbolos.

Es así como la Masonería Simbólica fundamenta su labor docente a través de los símbolos, y a partir de aquellos que físicamente adornan el Templo promueve el estudio y la acción transformadora de sus miembros, en su formidable Obra inmaterial, axiológica y Espiritual. Los símbolos que ornamentan este lugar consagrado al Hombre y a su relación con la Obra del Gran Arquitecto del Universo son motivo de la indagación intelectual de sus miembros, desde el momento en que se nos confiere el privilegio de la Iniciación, siendo conducidos al estudio de la significación esotérica y exotérica de todo aquello que se presenta ante nuestros ojos: las herramientas de cada grado, el ara, el libro, el pavimento mosaico, las columnas del pórtico, la cadena, la bóveda celestial, las luces de los sitiales, en fin. Todos ellos nos sugieren un conjunto de posibilidades, que estimulan el estudio, la reflexión y la más intensa vivencia espiritual. Salomón recurrió a quienes conocían perfectamente las leyes en clave geométrica del Alma del Mundo (la cosmogonía), y eran poseedores, por tanto, de las técnicas constructivas necesarias para expresarlas lo más exactamente posible. Esos conocimientos se aplicaron en la construcción del Templo, reproduciendo en sus estructuras simbólicas los diferentes planos o niveles del Cosmos, incluidos en el mobiliario y la decoración, pues como decía Flavio Josefo, en sus Antigüedades Judaicas: "La razón de ser de cada uno de los objetos del templo es recordar y representar el Cosmos".

El simbolismo masónico del templo lo podemos dividir en siete grandes grupos:

1. LOS ADORNOS: El pavimento de mosaico, la guarda dentada, la estrella rutilante.

2. LOS MUEBLES: El Volumen de la Ley Sagrada, la Escuadra y el Compás.

3. LAS JOYAS: Que son de dos tipos

MÓVILES,‑ La Escuadra, El Nivel y La Perpendicular.

FIJAS.- La Plancha de Trazar, La Piedra Tosca y La Piedra Pulida.

4.    UTENSILIOS DEL TEMPLO: El Sol, La Luna, Las Columnas, La Cadena de Unión, El Ara o Altar, El Delta, Las Borlas, Las Estrellas.

5.    INSTRUMENTOS DE CONSTRUCCIÓN: La Vara de 24 pulgadas, El Cincel y el Mazo.

6.   ARMAS Y HERRAMIENTAS: Las Espadas, El puñal, Las Varas.

7.    OBJETOS NATURALES: Las de origen Animal: El Gallo, El Cordero, La Serpiente, Las Abejas; Las de origen Vegetal: La Granada, El Vino, El Trigo, El Pan, El Incienso; y finalmente Las de origen Minera: El Agua, La Sal, El Oro, La Plata y la piedra.

Por lo tanto, en la Logia nada está situado al azar, sino que muy por el contrario, cada símbolo manifiesto y cada gesto ritualístico representan una nota más en la Armonía del Mundo, del Templo Espiritual

Cuando se trata de establecer los principios básicos que nos dan la idea de que nos referimos a las más elevadas doctrinas simbólicas que nos enseñan a edificar un verdadero templo espiritual dentro de nuestra conciencia , para luego llevar esos conocimientos de alta moral y hacer esa misma labor entre la humanidad desvalida.

El proyecto de construir un templo espiritual sobre otro material no ha sido una idea exclusiva de la Masonería Contemporánea, pues ya lo veíamos desde los tiempos de Salomón. Los templos espirituales levantados en aras de la sana moral y en honor de la verdad suprema se edifican sobre la moral, la razón y sobre las virtudes humanas, como principios que han de llevarse, hasta la mente de todos nuestros semejantes por humilde que sea su actuación ante la sociedad, puesto que solamente de esta manera llegamos a conocer las dotes de bondad el espíritu de justicia y la nobleza del corazón de los hombres..

Para nosotros los masones el "templum" es el lugar donde los Iniciados celebran sus rituales. El templo debe estar perfectamente orientado, especialmente acondicionado y sublimemente consagrado para llevar a cabo las actividades que dentro de él se desarrollan

El Templo Masónico representa al Universo en forma de un cubo; consta de tres partes, a semejanza del Templo mitológico de los hebreos. El Atrio, correspondiente al ULAM; luego, el centro, correspondiente al HIKAL; y finalmente, el oriente, equivalente al DEBIR. La puerta de acceso al Templo esta flanqueada por dos columnas, al contrario del Templo Hebreo, el acceso y las columnas corresponden simbólicamente al Occidente del recinto. La luz física procedente de¡ Sol surge por el Oriente y desaparece al atardecer por el ponente, De igual modo, la Luz de¡ conocimiento trascendente es evocada en el Templo Masónico por el aparente recorrido Solar. Al entrar en el Templo se avanza buscando la Luz procedente de¡ Oriente y, al salir, se camina hacia el poniente para descansar tras haber trabajado. En el Templo encontramos:

Cuatro elementos primordiales de la Naturaleza: TIERRA, AGUA, AIRE, Y FUEGO

Cuatro puntos cardinales: NORTE, SUR, ORIENTE Y OCCIDENTE

Cuatro estaciones del año: PRIMAVERA, VERANO, OTOÑO E INVIERNO

Bóveda Celeste con múltiples Constelaciones, los Signos del Zodiaco, el Sistema Solar.

También encontramos otras variedades de objetos, utensilios, muebles, figuras y herramientas de trabajos que se usan como Símbolos de múltiples temas Filosóficos y Morales así como de argumentos Científicos y Ritualísticos. El Templo debe estar situado en Longitud de Oriente a Occidente, y en Latitud de Norte a Sur, tomando en cuenta que sus cuatro lados toman el nombre de puntos cardinales, su superficie ocupa todo el universo, su profundidad se toma hasta el Centro de la Tierra y su altura se mide hacia la Bóveda Celeste, hasta el Infinito. En su contorno se hallan Diez Columnas que con las dos de la puerta de entrada corresponde a los doce signos de¡ Zodiaco. Circundando el taller un cordón dorado con doce nudos, que representan los doce meses del año, cuyos extremos caen sobre las esferas de las dos columnas a la entrada del templo, representa la elíptica que recorre la tierra en su movimiento de traslación para producir las Cuatro Estaciones del Año. Al Oriente se accede mediante tres escalones: FUERZA ‑ BELLEZA ‑ CANDOR, al fondo se levanta sobre siete Gradas el Trono del Venerable Maestro, coronado con un Dosel donde destaca un DELTA o triángulo resplandeciente (en cuyo centro la palabra "IOD" que significa Dios) delante de él una meza trapezoidal con un candelabro de tres brazos en triángulo, en la parte delantera inferior de la mesa se                   encuentra la carta constitutiva. En el Oriente también encontramos dos mesas sobre dos gradas cada una; la derecha para el H:. Sec:. y a la Izquierda para el H:. Orad:., A la derecha e Izq. del V:.M:. Los Ex VV:.MM:. y HH:. Visitadores distinguidos.

Al centro del Templo se encuentra el altar de los votos o ARA es una mesa triangular, la parte inferior es una forma de pedestal también triangular, la mesa va montada sobre una tarima y está cubierta con un tapete rojo, sobre ella un cojín rojo y sobre él el Volumen de la Ley Sagrada y una vez abiertos los trabajos, el V:.L:.S:. se encuentra abierto en el salmo 132 o 133 según versión "Ved cuan bello y hermoso... ", en cada una de las aristas tres grandes candelabros de una sola luz. En algunas logias del mundo se coloca: la constitución de un País, estatutos de la orden, leyes o reglamentos. Sobre el Ara en la bóveda celeste van las tres paralelas cuyas líneas al unirse, forman el sello de Salomón. La dos columnas de la entrada son huecas de color dorado de orden Corintio, la de la derecha lleva la letra "J” representa la fuerza (SUR) y la de la Izquierda la letra "B" representa la belleza (NORTE) y está iluminada durante los trabajos en el Gr. de Ap:., delante de la col:. "J” una mesa triangular apuntando hacia el norte y levantada por un escalón y sostenida por tres CCol:. Puesto del H:.2do. Vig:. Y a la derecha y sobre el pavimento la piedra tosca. Delante y a la Izquierda de la Col:. "B" una mesa triangular cuyo vértice apunta al oriente y sobre dos escalones sostenida por tres CCol:. Puesto del H:. 1er Vig:. a su derecha y sobre el pavimento se encuentra la piedra cúbico Piramidal. Delante de la Col:. "B" el H:. 2 Exp:. El piso es un mosaico de colores blanco y negro, delimitado por la guardilla dentada. En el lado Izquierdo los asientos de los HH:. AAp:. y a la derecha los asientos de los HH:. CComp:. a la cabeza de la Col. Del sur una mesa triangular puesto del H:. Tes:. y delante de él una silla para el H:. 1er Exp:. A la cabeza de la Col:. Del Norte una mesa para el H:. Hosp:. Y delante de el una silla para el H:. M:. de Cer:.

La diferencia explicita principal entre el oriente y occidente es la dirección del Sendero de la Vida o Camino al Progreso; la del norte al sur a la Ley de los ciclos, la cual nos acerca alternativamente al dominio de las Causas y al de los Efectos; y la vertical, al Padre y a la Madre, de los que somos igualmente Hijos, o sea a las dos Gravitaciones, la Celestial y Terrenal, que respectivamente atraen nuestra naturaleza Espiritual y Material

La masonería tiene como única Patria al Universo, considerándolo como un macrocosmos y al Ser Humano como su reflejo o microcosmos. Cada persona constituiría la réplica del Gran Templo Universal, cuyo conocimiento sería el objeto de la búsqueda masónica, partiendo de la toma de conciencia de sí mismo.

“”¿Quién es el temerario que se atreve a perturbar nuestros pacíficos trabajos y trata de forzar la puerta del templo o del Portal del Hombre?". Y se da como respuesta: "Es un profano deseoso de conocer la luz verdadera de la Masonería y que humildemente la solicita, por haber nacido libre y ser de buenas costumbres". El significado iniciático de esta respuesta es de fundamental importancia. Nadie puede entrar en el Templo de la Sabiduría, de la verdad y de la justicia, si no tiene el firme deseo de conocer la Verdad. Debe solicitar su ingreso con humildad, convencido de su ignorancia y flaqueza; debe estar libre de todo preconcepto filosófico, religioso o social, porque quien está orgulloso de su saber humano e intelectual jamás podrá ser admitido en el Templo interno. Finalmente, debe ser de buenas costumbres porque los malos hábitos son barreras infranqueables para el progreso espiritual.

Los símbolos del Templo son instrumentos útiles, apropiados para edificar nuestro propio Templo interior, y que como tales son portadores de un mensaje salvador que nos regenera en tanto seamos capaces de descifrar su significado espiritual.

Su Cuerpo‑Templo tiene al Yo Superior como Maestro Arquitecto y a dos ángeles (el Intercesor y el de la Espada), quienes manejan los polos positivo y negativo, y son representados por los dos Vigilantes.

Construyamos, alimentemos y mantengamos nuestro templo interior y alcancemos esa educación virtuosa que a todo masón debe reconocerse en su quehacer diario, como miembro de esta humanidad logrando ser luz del mundo y sal de la tierra.

Biblíografía

TERRONES, Alfonso LEON GRACíA, Alfonso, 33 Temas de¡ Aprendiz Mason

GRAN LOGIA DEL PERU, Liturgia del 1er grado del Rito Escocés Antiguo y Aceptado 1990 e:.v.

ARIZA, Francisco, El Templo de Jerusalén en el Simbolismo Masónico

JJ. SCHEUCHER, Salomón con los planos de¡ Templo, 1731

JACQ,Christiam, El Templo del Rey Salomón, Círculo de lectores, 2003

ADOUM Adoum, El Aprendiz y sus Misterios, Biblioteca Upasika

{
}
{
}

Deja tu comentario Templo masonico

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar de usuario Tu nombre